martes, 28 de abril de 2009

Meme Carteril...

9 Pensamientos
Pues eso, que va de carteras...

La cartera, al igual que el bolso, es un sello de identidad. Todos llevamos cosas similares, coincidimos en muchas de ellas, pero otras... Esas otras son lo que nos distingue, son como una huella dactilar en el mundo carteril...

Todo poseedor de una cartera lleva en ella lo más típico tipiquísimo, pero también transporta cosas que son únicas, poco usuales y en algunos casos extrañas. ¿Qué llevas tú en la cartera?

Yo lo que llevo es lo siguiente (en los bajos podéis ver la foto de mi susodicha cartera):

- Money, como es lógico, más o menos cantidad, dependiendo del día de la semana, y de lo que vaya a hacer.

- DNI, por eso de ir identificada...

- Tarjeta de débito, of course, de los 40 del Principio, imprescindible.

- Tarjetas sanitarias, de la Seguridad Social, y la del seguro privado, que, ahora que me doy cuenta, me caduca este mes y no me han mandado la nueva, hijos de...

- Tarjeta de Donante de Sangre, vergüenza debería darme, que hace que no dono que ni me acuerdo...

- Tarjeta Doblecero, por eso de acumular y acumular sin razón...

- Tarjeta WOW Card, de Woman's Secret, también de acumular, pero al menos de ésta saco algo más de rendimiento, vamos, que la uso más (no es culpa mía que me gusten las braguitas y los sujes bonitos, no?).

- Tarjeta de Springfield, otra más para acumular. Esta me da menos de sí.

- Tarjeta de Yves Rocher, puntos y más puntos para conseguir un rimel de ojos, o más puntos...

- Tarjeta del Mercadona, es muy cómoda, una maravilla.

- Tarjeta de descuento de los juguetes que compré en Navidades para mi sobrinito y los videojuegos de la family, que me ha caducado sin usarla.

- Tarjeta del Día, no es que me guste este super, pero la anterior oficina estaba al lado de un super de esos malostiados y me la saqué por los descuentos, ejem...

- Un descuento para una tienda cara de ropa rara, que caducará en la cartera, a no ser que ya haya caducado...

- Vale por una sesión de maquillaje en MAC, para que me maquille una compañera de clase del ciclo, que a ver si gasto pronto...

- Una moneda de Port Aventura, que viene siendo como un €uro, pero para las máquinas recreativas de allí, para evitar problemas de robos... Cambiamos un €uro por la moneda, por la gracia del recuerdo.

- 4 Puntos para un regalito en el Restaurante Asiático del barrio, que estarán ahí hasta que acumulemos más, porque con esos puntos creo que regalan media goma de pelo fabricada con condones reutilizados...

- Millones de descuentos de restaurantes de comida rápida, no es un orgullo tenerlos, pero como suelo ser la encargada de guardar todo este tipo de cosas cuándo nos las dan, pues al saco, digo a la cartera...

- Entradas de cine usadas y descuentos para la próxima vez.

- Tickets viejos que me traen recuerdos, a los que casi no se les ve la tintada, pero que aún así, no tiro.

- Tarjetas de visita de la empresa, y las que me van dando, hay que hacer contactos, nunca se sabe quién te puede ayudar el día de mañana en algo...

- Justificantes de las recargas del bonobus, unas cuatro o cinco. Intento hacer una estadística de gastos autobuseros, pero antes de hacerla, acabo tirando los viejos... El bonobus no le llevo en la cartera más que el fin de semana, el resto de la semana se pasa de un bolsillo de vaquero a otro.

- Calendarios de este año, y por supuesto, del pasado, por eso del recuerdo de los días pasados...

- Fotocopia del DNI de mi mamá, por si es preciso para algún papeleo, sobre todo en Correos.

- Primitiva y Euromillones, las plantillas y los justificantes, solo el de la semana en juego, los que no valen, a la basura, que dan malas vibraciones. También el listado con los pagos efectuados y por quién (jugamos entre cinco personas, para que no hubiera líos con las rotaciones, pasó a encargarse una sola persona todas las veces, y por la idea aportada, me tocó).

- Fotos de mis personas cercanas, de las que he conseguido fotos, y alguna mía, por si me olvido de mi cara algún día...

- Algún post-it con pequeñas notas que voy metiendo en la cartera y me olvido de ellas, con ideas, canciones, películas, temas, planes, listas...

- El teléfono de Mejor Amigo apuntado en un papel, por si se me muere la PDA, poder localizar a alguien, ya que solo me sé el móvil de mi mamá, lo siento por los demás, pero la memoria no me da para más cifras...

- Un trocito de papel, por si me encuentro con mi alma gemela y quiero escribirle mi teléfono en un papel rosa furcia...


Como está claro, o eso creo, soy una enamorada de las carteras grandes, que a mí lo pequeño no me hace nada... de servicio me refiero... que no sé como usarlo vamos...

El meme se lo mangué a Txispas, pero también The Inner Girl lo tiene, aunque no descarto que esté en algún post más...

¿Qué os ha parecido? ¿Creéis que llevo muchas cosas? ¿Qué llevas tú?



¡¡Volví!!

3 Pensamientos

Cierto, cierto, ¡¡Volví!!

He vuelto a la blogsfera... esto de tener una, digamos, responsabilidad más, me estresa un poco. No me arrepiento de haber comenzado el blog, sino todo lo contrario. Disfruto escribiendo post tanto cortos, como hiperlargos, para que engañarnos, de vuestros comentarios y de vuestras cosas, las que leo cuando puedo en los respectivos blogs, de poder expresarme y de hacer visitas guiadas por mis pensamientos. El inconveniente, es que es algo que da trabajo y no siempre le puedes dedicar todo el tiempo que te gustaría.

El mayor obstáculo no es la falta de ganas ni de inspiración, sino la falta de tiempo que poder dedicar, y no precisamente porque te hayas buscado un nuevo hobby, sino porque tu vida cotidiana, no te permite darle ese tiempo necesario para poder disfrutar de la blogsfera.

Así que intentaré cumplir lo que hace algún tiempo planeé hacer en épocas de escasez de tiempo, dedicar un post para microideas, exponer canciones que me gustan, videoclips... Y de esa manera mantener el movimiento bloguero sin gastar más tiempo del que se cuenta.

Pues eso, que lo sepáis, nuevo propósito, escribir con más frecuencia... A ver si lo consigo...

domingo, 19 de abril de 2009

¡¡¡Cumpleaños Feliz Txispas!!!

8 Pensamientos

¡Cumpleaños feliz! ¡Feliz 20 de Abril!

Aunque sea la mayor, para mí es la peque, por razones métricas más que nada. Siempre ha estado ahí, para hacerme sonreír, pensar, reflexionar, madurar, soñar, y también llorar, porqué no.

Con su rol de hermana mayor muy asumido, la protección, y en más de una ocasión, sobreprotección, el cariño, la paciencia, las palabras de ánimo, la comprensión, los consejos, las regañinas, los guiños, las aventuras compartidas, anécdotas recordadas...

Esta pequeña hermana mayor, nacida hace algunos años en un hospital de la ciudad, disfrutó de su niñez con sus papás, con juegos de todo tipo, imaginación y risas. Un día pidió una hermanita y llegué yo, desde entonces se convirtió en Hermana Mayor. Con 7 añitos de diferencia, compartimos juegos durante mucho tiempo, no importaba el juego, solo pasarlo bien, desarrollar la imaginación y compartir momentos.

A medida que pasaban los años, se hacía más mayor (no, no me he quedado calva al pensarlo...), y también más rebelde y distante. Su adolescencia fue así, llena de actos de rebeldía, protestas, pensamientos de incomprensión y pasotismo. Unos años duros para todos...

Su deseo más ferviente era la independencia, y no la de ningún país, sino la suya. No ha sido dada a acatar las normas impuestas, porque no las creyó necesarias. De espíritu rebelde, al cabo de los años, supo contenerse un poco y aceptar algunas cosas como eran.

Su adolescencia incontrolable, poco a poco se vió transformada, aunque el verdadero cambio lo dió al conocer a Tengo Trabajo Nuevo, que ha sido el único que ha osado a domarla, bueno, a intentarlo... Y con los años se ha dulcificado y tranquilizado. El tener el amor en su vida, y desde hace menos, otro más pequeño, fruto del primero, ha ayudado mucho a ese cambio significativo. El amor y la maternidad la han convertido en una persona más cercana, más cariñosa y comprensiva.

Y, a día de hoy, ya con algunos añitos más, tiene lo que nunca encontró antes, y siente las cosas de otra manera. Ya no es su rebeldía la que impera en su vida, las prioridades han cambiado de orden y se han añadido nuevas. Su vena rebelde sigue latente, pero sabe como calmarla, aunque a veces salte y la posea...

Pues sí, la "pequeña" Txispas cumple hoy añitos, alguno que otro... Que sea ella la que afronte la cifra y la indique si quiere...

Y por ello, estas líneas dedicadas a su persona...

Espero que hoy sea un gran día, seguido de otros muchos días maravillosos, que la felicidad te visite y los sueños se hagan realidad.

Feliz cumpleaños Txispas, Te Quiero Mucho.

martes, 14 de abril de 2009

Mi prima la de Cuenca...

16 Pensamientos

Hoy he recibido visita, mi prima la de Cuenca ha venido a verme...

La aprecio, pero cuando viene se comporta como una verdadera hija de p**a, aunque me avisa, y sé más o menos cuándo va a llegar, me suele sorprender traicioneramente.

Es una arpía, me fastidia planes, me agota, hasta hace que me cambie el humor, es insoportable...

Lo nuestro es una relación de amor odio. La conocí cuando yo tenía unos 9 ó 10 años, un día al volver de una excursión con la familia. Se presentó sin avisar, la muy rastrera, ni espera a que la inviten, aunque a mi madre le faltó saltar de alegría, llamó a toda la familia para anunciar su visita. Me tuvo toda una semana recluida en casa, haciéndome plantearme muchas cosas, haciendo que me sintiera mal, era una pesada... Tras esa primera visita, en la que pasé una de las mayores vergüenzas de toda mi vida, desapareció, y estuve sin tener noticias de ella durante un año. Cuando volvió yo ya salía por ahí, con mis amigos y esas cosas, y además, siendo verano, íbamos a la piscina. Pocas veces me he sentido tan observada sin que nadie se fijara realmente en mí, pero ella tan tranquila, con sus planes hechos y sin pedirme permiso u opinión.

Su visita se alargó un poco, pero cuando decidió irse lo hizo con ganas. Me pase muchos años viéndola de año en año, a veces solo tardaba cuatro meses en verla, pero no me avisaba ni me ayudaba en nada, solo daba el coñazo en los peores momentos.

Un año, llevaba sin visitarme meses, y sin decir ni "mú", llegó y se plantó donde estábamos trabajando mi hermana y yo ese verano, fatídico verano más bien. Se aprovechó de mí y de mi cortesía, quedándose una semanita entera a gastos pagados.

No supe más de ella hasta el año siguiente, también verano, la muy hija de p**a llegó el día antes de irme de vacaciones por primera vez con mis amigos. No son cosas que asuma muy bien, que me cambien los planes y encima a última hora, me repatea los estómagos (los cinco...), pero que encima lo hiciera esa vez y ella... Menudo viajecito, no dio mucha guerra la verdad, pero aún así, molestó.

Desapareció repentinamente, y pasé un largo tiempo sin que me visitara, pero eso no podía seguir así, era una incertidumbre constante... ¿Vendría hoy, mañana, pasado...? Tras pensarlo y reflexionar, dos años después tomé las riendas de esa relación maldita. Dije que sería yo quien decidiría, lo máximo posible, cuándo vendría a verme, día arriba, día abajo, la hija de la gran p**a. Solo tenía que esperar a que volviera de nuevo, para tomar las riendas de una vez por todas y concertarle las visitas.

Fue así cuando, en unas fiestas de la ciudad de ese mismo año, se presentó... Ja ja ja, ella no lo sabía, pero no volvería a jugármela de esa manera. Pasé una de las semanas más agotadoras, cansadas y dolorosas de ese año, pero conseguí ponerla firme y cantarle las cuarenta.

A día de hoy me viene a visitar, cada mes, se ha vuelto muy cariñosa y familiar, me tiene algo de cariño, pero sé cuándo lo va a hacer, y esa sensación de pseudo control me maravilla. Me sigue amargando muchas de las veces cuando viene, sobretodo los primeros días, pero es algo que hay que asumir, es así, ella es así.

Dentro del odio que la siento, y ella a mí, sino no se explica lo que me hace sufrir, la aprecio y he aprendido a convivir con ella cuando viene. Es más, preciso de su visita, me da buenas noticias y me siento, a pesar de todo, completa y bien. Aunque a veces le guste tomarme el pelo, ponerme nerviosa y hacerme reflexionar, cuando decide retrasar su visita y no viene el día esperado, ni al siguiente, ni al siguiente... Pero siempre acaba apareciendo, la muy hija de p**a. Que haría yo sin ella... (¿ser feliz? Noooo, preocuparme...).

Que maravilloso es recibir su visita, tomar los Ibuprofeno que exige algunas de las veces que viene, tomarte las cosas de otra manera, desde un enfoque más, no sé, comunista (lo pillas, ¿eh eh?).

Que sea bienvenida mi prima la de Cuenca, ¡¡¡un gran aplauso para ella!!! Maldita hija de p**a...

Lo que daría yo por un cambio de sexo una vez al mes....


PD: Siento el grafismo de la foto, pero no he encontrado una más idónea que ésta... Mis disculpas ;)

lunes, 13 de abril de 2009

De lunes a lunes y tiro porque me toca...

9 Pensamientos

He vuelto, ¿no pensaríais que os iba a abandonar, verdad?
Ya hemos vuelto al lunes, aunque ya falta poquito para que acabe, y por poco que me gusten los lunes, este ha sido mejor que el anterior, que no es poco (la verdad es que es difícil superarlo...). A pesar de que estoy chafadina, por la vuelta a la rutina, el frío que ha vuelto, el dolor de cabeza y de espalda, y el destemple que tengo en el cuerpo desde el sábado, no ha sido mal día.

En el break de la comida, he aprovechado para hacer una visita a una vieja amiga, Zara, y dar una vuelta. Lo que no sé es cómo he conseguido encontrar algo, porque... ¿qué le está pasando a la moda?

Es lógico y natural que no me guste todo lo que hay en los burros y mostradores de las tiendas, tiene que haber para todos los gustos... Pero hay cosas que no comprendo, como esos colores ocre, beige, caqui y crema que abundan, que da la sensación de estar comprando ropa para una expedición por el Sahara; o esos tejidos "pensados" para el verano porque son fresquitos, sí, si fresquitos son, el problema es que con lo sintéticos que son, a poco que el cuerpo humano común transpire, provoca un olor nada agradable; o esos zapatos tan impracticables, con unos tacones que miden más que el largo del zapato; o quizás esas prendas que, por motivos desconocidos, reaparecen en los burros, aunque pertenezcan a la temporada pasada, con la esperanza de que haya alguien que, humildemente, se las lleve a casa, para que cojan polvo hasta el año que viene, cuando hagan falta realmente, oye! Que hay mucho previsor... ¿Y si no vuelvo a encontrar nada parecido? ¿Y si decido irme de vacaciones de verano a la Antártida? ¿Y si.... el armario de los abrigos está muy vacío y quiero llenarlo aunque no vaya a usar nada de lo que meta dentro...?

Tu anuncias la ropa de primavera-verano, la gente llega deseando comprarla y queriendo llevarse lo más in de la temporada los primeros, y ¿qué encuentran? Abrigos, gabardinas, chaquetas de lana... En serio, ¿quieres que combinemos colores primaverales (amarillos, rosas, azuletes...), con unos zapatos imposibles, camisas de safari, otras de cuadros y tallas raras con esos abrigos...? Porqué no, ¿verdad?

Luego se ve por la calle lo que se ve, la gente imita la moda de las tiendas, pero sin entenderla y saber distinguir entre los diferentes estilos, que aunque se puedan mezclar en un momento dado, no todo lo que venden en una misma tienda, pega entre sí... Cada persona tiene un estilo y una personalidad, la cual puede interpretarse ligeramente por la forma de vestir (de esto ya hablaremos en algún otro post), pero hay veces que la persona encargada de cobrar esa compra, podría asesorar con qué ponerse cada prenda, para luego evitar sorpresas...

Lo que si es totalmente cierto, es que me he ido por las ramas ramales, y que una simple referencia a lo que he hecho en un break, se ha convertido en una divagación sobre la moda actual... Corramos un e-túpido velo, eso sí, de los colores de la temporada...

A lo que iba, si es que... Leñe, como me entretenéis, me despisto... Como no he escrito en toda la semana pasada, quitando ese maravilloso post que antecede a éste, os relato, lo más brevemente posible (lo intento, pero es difícil conseguirlo, no seáis rencorosos por ello) el transcurso de mi Semana Santa:

MIÉRCOLES: Como no hay que madrugar al día siguiente, quedo con los amigos el en piso de Mejor Amigo. Tras cenar, jugamos a mi juego favorito: Monopoly (siéntase el tono irónico...). Cuando A está forrada y Mejor Amigo desplumado (todavía no me explico como sucedió, nunca pierde, siempre es el que nos hace hipotecarnos y abandonar el juego), ya son las mil menos cinco. P se retira a sus aposentos (vamos, a su casa, que hay que decirlo todo) y nos quedamos los demás viendo pelis varias... dos. "Ritmos del barrio" y "Compradora Compulsiva", curiosas, aunque no las mejores que he visto ni mucho menos. A eso de las mil largas, o lo que es lo mismo, las 5 de la mañana, recogemos el entorno, porque ya va siendo hora de ir a dormir a nuestras casas. Entre unas cosas y otras, la llegada a casa se retrasó hasta casi las 6 de la mañana...

JUEVES: Ya había quedado P con una amiga para ir a ver un monólogo de Deborah Ombres en un bar de la ciudad, así que allí nos dirigimos, llegando bastante pronto, gracias a ello tuvimos el mejor sitio, primera fila, y había sillas para todos ya colocaditas en la mesa... Lo llegamos a reservar, y no nos sale mejor. Aunque tuvimos que esperar bastante hasta que llegó la hora y comenzó, mereció la pena, más la primera parte que la segunda (lo siento Debo...). Cuando todo acabó, no pudimos resitir el llevarnos pruebas gráficas de la vivencia, así que nos hicimos una foto con ella y con Greta (quien compartió escenario con ella). Entre un aquarius y otro, nos llegaron las 3 y pico, y cuando un bar al que solemos ir empezó a apagar las luces, nos dimos por aludidos, y nos fuimos para casa.
No es que lleváramos máscaras o algo parecido, es un pegotoide para preservar la intimidad de la que escribe y su entorno. Se que no es una obra de arte, pero la esencia permanece... Ejem...

VIERNES: En principo iba a quedar a "Tomar Café", pero me llamó poco después de concretar la hora, y de que la nena de arreglara, peinara y depilara, para decirme que no se encontraba bien, y que mejor lo dejábamos para otro día. ¿Qué iba a hacer yo, un viernes, sin planes de repende...? A los 10 minutos de quedarme sin un plan, me salió uno nuevo. He de decir que S y C me invitaron a ir a cenar con ellas una mariscada, pero no tenía el estómago muy apto para ello, y aunque me quedé sin el plan pensado, mi estómago no lo entendía como yo... A final quedé con los chicos y estuvimos en casa jugando a la Wii. Mientras cenaba con P, A, Ti y Mejor Amigo, el susodicho "tomador de café" me mandó un sms, para decirme que si me seguía apeteciendo quedar y que si estaba sola; ese sms llegó tarde, podía haber aprovechado la oportunidad, o haberse unido a la Wiifiesta, pero no... Lo siento nene, no me apetecía quedarme el viernes santo sola en casa esperando que cambiaras de opinión...

SÁBADO: Pues si, tocaba, y tocó. Salimos de fiesta, de bares y eso... Es que no estoy acostumbrada ya... En el primer bar decidimos poner bote, por eso de que solo una o dos personas se dieran el paseito hasta la barra... Esta vez me tocó a mí, jejejejejejeje, premio!!! No importa, así haces amistades y te enteras de lo que vas a beber... Solo hizo falta un bar, 5 cachis y el juego de La Preñada para hacernos más ligeros, más sonrientes, más... Vale si, tirando a pedo... La cosa es que estuvimos de bar en bar, dándonos a la mala vida, bueno, más bien a la mala bebida, que menudas mezclas... La noche ya tocaba su fin, al menos para nosotros, pero mi estómago no perdonaba el estar ahí al lado, y no comer un Chiken Tikka Roll (mmmmmmmm), así que a cenar que fuimos, y a eso de las 4 menos poco, llegué a casa, donde mi cama me esperaba con las sábanas abiertas para que disfrutara de su comodidad...
DOMINGO: ¿Pensábais que había hecho algo diferente y emocionánte? Jejejejejejejeje, que más quisiera... Tumbing, relax, rascamiento de piercing y más tumbing...

Os voy dejando, que ya es hora de que la nena se piense el acostarse, que mañana Pepito suena y no hay quien le pare... Esta semana os cuento más pensamientos...

Y vuestra Semana Santa, ¿cómo fue?

Con esto y un Cola Cao, hasta el próximo post...

PD: Valiente, eres un@ valiente por haberlo leido entero, Bravo, Bravo y Bravo!!!

lunes, 6 de abril de 2009

Un lunes de lo más divertido...

10 Pensamientos

AVISO, si lo que esperas leer es la crónica de un día divertido, fantástico y digno de celebrar, vuelve a leer el título, esta vez con tono irónico, luego decide si quieres leer el post...

No me he levantado muy espléndida que digamos, cosa que no es nada extraña para ser lunes...

Tras la rutina mañanera, he cogido el bus y llegado al trabajo, donde me esperaba más de lo mismo, rutina, rutina y más rutina, al menos de la que llevamos viviendo unas semanas, de esa que corta el aire. A eso de mediodía, me he enterado de qué es lo que pasa, y no porque haya venido quien, pienso yo, debería haber venido a contármelo, ha sido Txispas la encargada. Se va, la persona que hace que se me hinche el globo día tras día, nos deja.

Lo que no alcanzo a entender es porqué se han enterado antes todos los demás, que las que deberíamos saberlo en primera instancia ya que somos las que vamos a sacar el trabajo, mi gran imaginación no da para tanto, dentro de que sea fantasiosa, algunas veces tiene su límite.

Una vez acabada la jornada laboral, decido llamar a la people, para ver donde anda, con la esperanza de encontrarme risas y un ambiente más distendido... Pues va a ser que no... Me entero de que todos mis íntimos saben que tengo un blog, y por supuesto, cual es... ¿Mola eh?

Sé que es algo que podía pasar, que a uno se le escapa y se entera hasta el frutero, pero no es algo que me agrade. No porque cuente secretos de estado, porque no es así, cuento mi día a día, lo que vivo, lo que siento, lo que pienso, esas cosas que no puedo decir a la cara por millones de motivos, sueños, esperanzas, comeduras de cabeza, sino porque es mio, y soy yo la que tiene que decidir compartirlo y con quién. Para la gente que solo me conozca en la blogsfera, soy una blogger más, alguien que cuenta lo que le apetece, pero que no tiene una transcendencia filosófica en sus vidas ni nada por el estilo. Pero para la gente que me conoce en el mundo real, tengo nombre y apellidos, y les parece transcendente lo que digo, aunque solo sean las cosas que puedan molestarles...

Quiero que, al menos algo en mi vida, sea sencillo, que no me haga pasarlo mal, que me aporte cosas buenas, tranquilidad, amor, cariño, estabilidad y cobijo. Algo que ahora mismo, y no se sabe hasta cuando, no tengo en mi hogar. Y eso me lo aportan mis amigos, y desde hace poco, este blog, y por supuesto los que dedican tiempo en él.
...De ahí el "problema". No quiero retractarme de lo dicho, porque no lo creo necesario. Yo tengo una opinión igual de válida y certera que la tuya, solo que yo la publico en mi, ya no tanto, blog anónimo, y tú no. Si te ha molestado algo, lo siento. Mi intención no es ofenderte, sino contar las cosas como a mí me afectan y me rondan en los pensamientos. No somos iguales, para nada, de ahí parte de la gracia, si lo fuéramos, no nos aguantaríamos, por eso tu haces las cosas de una manera, y yo de otra. Por mi parte, yo uso Mi Rinconcito Pensativo, para que toda esa mierda que guardo en el cuerpo día tras día, pueda salir en parte al teclearla aquí. No tengo la misma actitud ante las cosas que tú, igual es que soy mejor actriz, y prefiero fingir que no tengo razón, que no pienso una cosa, y callarme la boca para evitar justamente esto, que unas breves palabras, que tu crees ofensivas, se salgan de madre y jodan la poca estabilidad que tengo en mi vida últimamente...

Sabes que te quiero, y si no lo sabes te lo escribo: TE QUIERO. Pero ese cariño y amor que siento hacia ti, no quita que haya cosas que no me gusten de ti, como hay cosas que no te gustan de mí, porque ni mucho menos me creo perfecta, ni lo soy, ni pienso que mi opinión es la única válida en este baile. Por eso yo cuento las cosas como las veo, al igual que tú haces lo mismo, como es lógico. Puede que al leer algunos post, te haya molestado ver que por mucho que te quiera, tú tampoco eres perfecta, y que por eso mismo te quiero.

No quiero que esto derive en meses de esquivar miradas y controlar comentarios, de momentos incómodos, porque sí, muchas veces me siento incómoda porque siento que se me juzga, y no quisiera que esto alargara esa sensación hasta el fin de los días, no quiero enemistades, NO ahora, NO contigo, NO por esto. Pero igual, aunque hayas leído el blog entero, solo te has fijado en esas cosillas que te han molestado. Y me parece muy bien, cada uno se queda con lo que quiere, pero no es lo único que hay. Y también podrías echarme algo más en cara, pero no lo harás, porque no te has fijado... Podrías quejarte porque no te he contado mis delirios laborales, mi dolor emocional... Pero no, es más fácil juzgar y dolerse de un comentario, pero nos queremos...
No pretendo convertirme en víctima, porque llevo años luchando, y no dejaré de hacerlo por mucho que cambien las cosas, solo hago una anotación al margen. No solo te hieren a tí, los demás también sufrimos, igual a tí te han dolido mis palabras pensadas, pero a mí me duelen las miradas...

Tú decides como continúa esta historia... Yo por mi parte, te seguiré queriendo, aunque eso para tí no signifique gran cosa, sigas igual de dolida, y no tengan repercusión alguna las palabras que te he dedicado. Luego soy yo la que ofende, pero bien me lo podías haber dicho directamente a mí lo que te ha molestado de mis pensamientos...

Recogiendo las lágrimas de mi mejilla, os dejo hasta el siguiente post...

domingo, 5 de abril de 2009

Adicta a Calvin Klein

14 Pensamientos
Una nueva entrega de Adicciones...

En este caso, la que vamos a tratar es la adicción a Calvin Klein. Cuando uno tiene una adicción lo primero que debe hacer es reconocerla, porque no deshonra tener una adicción sana, que no hace daño a nadie, es algo que identifica al individuo como tal y le hace único entre miles.

Está claro que ser adicta a Calvin Klein no es algo que se pueda practicar todos los días, ni con poca frecuencia, al menos para el común de los asalariados de este país. Es un capricho que darte de vez en cuando, porque no es que estén regalados los productos.

Las mayores adicciones pertenecientes al grupo de Calvin Klein son la ropa interior y la colonia. La ropa de calle no entra en mi presupuesto, lo siento por él, pero me sabe mal pagar 100€ por una camiseta de algodón que por 20€ compro en Zara...

La ropa interior es algo casi pecaminoso, es cómoda, bonita, sencilla, sexy, suave y me queda de lujo, para que mentir, jejejejeje. Aunque cada vez que me acerque a esas prendas tan bellas no me pueda resistir y gaste 100€ en braguitas y sujetadores, cuando por la misma cantidad de ropa interior en Woman Secret, gastaría menos de la mitad, pero no es lo mismo...

Mi otro vicio, las colonias de Calvin Klein, más concretamente CK One, la cual suelo comprar por internet, que sale a mitad de precio y sigue siendo original.

El último capricho que me dí es el de la foto de cabecera, CK One Summer... El olor es como el de CK One, pero con un toque de verano (lógico, ¿no?). La ví en la estantería, rodeada de todas aquellas colonias de Calvin Klein, pero se le veía triste, con ganas de que alguien se la llevara a casa para darle una mejor vida, y... No me pude resistir. Ese frasco de cristal, con ese maravilloso líquido azul en su interior, que estaba protegido en su totalidad por una cajita de plástico azul transparente... ¿Porqué me hace eso Calvin, con lo que yo le quiero (bueno, más biena sus líneas de ropa interior y colonias)? Pregunté el precio y me quedé pensativa cuando me dijo la dependienta que costaba 40€ el frasco de 100ml (no hay de 200ml de CK One Summer). Lo pensé un segundo y medio, ya que cuando compro CK One en internet, me cuesta 40€ el frasco de 200ml... De todas formas se veía venir, llevaba semanas pasando por su lado y siempre me paraba a observarla, era el destino, me lié la manta a la cabeza, y me la compré...

Ya tengo pensado el modelito para estrenar la colonia, que ella se merece una buena puesta en escena...

Por que yo lo valgo y Calvin Klein también (o sino que se lo pregunten a mi tarjeta)...

Un sábado distinto...

10 Pensamientos
Pues sí, lamentáblemente se acaba el fin de semana.

Solo me "tranquiliza" el echo de que la semana que viene solo trabajo tres días, ¡BIEN! A los cuales seguirán cuatro días de una tranquila libertad... Jejejejeje. La jefa se vuelve a ir de viaje...

Con eso de que es Semana Santa y aprovechando que Txispas, Trabajo-Nuevo y Quiero-Quiero suben a Asturias, la Jefa se suma al viaje, teniendo ella unos días fuera de la cuidad, y yo unos de libertad.

Todavía no hay planes definidos, pero me rondan por la cabezita alguno que otro como: ir a la bolera, ir al cine, quedar con mi amigo de "Tomar Café"... No sé que pasará al final, ya se verá. También tiene su parte buena el dejarse llevar y no saber exactamente qué vas a hacer y cuando, improvisar... Ya os iré contando, a medida que se vaya decidiendo el destino (que metafísico ha quedado...).

De todas formas, para esos días de libertad, todavía quedan 3 días y poco, así que centremos en algo más cercano, como por ejemplo, la noche de ayer.

No me levanté con el cuerpo muy católico, ni judío, ni islámico, ni protestante, es lo que tiene el ateísmo, que no te levantas con el cuerpo muy religioso... Estuve a punto de rendirme al cansancio y dejarme caer en la cama hasta el día siguiente, usease, hoy, pero en el fondo quería salir de casa y pasar un rato con mis amigos, reírme, disfrutar, pasarlo bien...

Así que, con la poca energía residual que me quedaba, me acicalé y preparé mi look de "paso de cualquiera que me mire y no le guste mi look", el cual definieron mis amigos como estilo Bronx (pues oye, una visita de vez en cuando a mi antiguo yo, tampoco es pecado ¿no?). Y nos dirigimos los 5, Mejor Amigo, P, A, mi look del Bronx y yo, a la casa que alquila la madre de Mejor Amigo, (a partir de ahora: "el piso", para abreviar que sino...).

Al poco llegó L, y pasamos por el super más cercano a comprar algo antes de cenar (pipas, patatas, sangría, platos y vasos de plástico...). La primera parte de la noche no estuvo mal, pero podía mejorar notablemente, como lo hizo después. Cuando el hambre llamó a nuestra puerta, que no la comida, porque hubo que bajar a por ella, fueron dos a por los Durums, Boreks, Ensaladas y Patatas de turno. A la vuelta surgió el primer dilema, ¿como comía A el arroz sin cubiertos? Muy fácil, con un trozo de tupper haciendo de pala. Segundo dilema ¿cómo comía yo la ensalada sin cubiertos? Con las manos, que para eso están...

Tras recoger un poco, lo justo para dejar hueco suficiente al tablero del Monopoly, comenzó la odisea. Mira que hay juegos de mesa que me gustan, pues hay que jugar al Monopoly, el juego que peor se me da y menos me gusta, y para colmo, salía la última... Madre mía la tragedia se olía en el ambiente...

Para variar, comenzó P con las negociaciones, se ofusca con que tienes que cambiarle la calle, o vendérsela o lo que sea, haciendo tratos que más de una vez habría que apuntar por lo liosos que resultan ser. Mejor Amigo a su ritmo como siempre, construyendo sin ton ni son, casas, hoteles, y eso que no suele llegar a comprar las calles caras, porque si ya es casi imposible pagar un alquiler en una calle de baja categoría, tras poner sus rascacielos, imaginad al otro lado del tablero... A desesperada porque no había jugado nunca y se estaba liando, entre que sufre de una hiperactividad anónima (no la tiene reconocida), se estresa porque tardábamos al tener que negociar tratos y demás, estaba de los nervios. L en el sofá, marmoteando para variar... Y yo manteniéndome como una valiente, no sé ni como, con buenas calles, vamos, las más caras, una casita humilde de estilo asiático en el centro de París y la Aerolínea Monopoly, haciendo algún que otro trato y poniéndome nerviosa con los negocios que querían hacer conmigo Mejor Amigo y P...

Cuando A tuvo que hipotecar todo, y a pesar de ello debía 5 millones, dejamos de jugar e hicimos cálculos de propiedades, quedándome en segundo lugar, detrás de Mejor Amigo, que siempre gana (estoy segura que si el mundo inmobiliario y económico de jugara sobre tablero, él sería el Bill Gates de las transacciones económicas e inmobiliarias).

Empezamos a recoger el piso, y recolocarlo. Cuando parecía que ya estaba recogido todo, nos fumamos un cigarrín y P se volvió loco con la cámara de fotos, apretando el disparador a cada movimiento que hacíamos. De ahí, y de nuestra vena gamberra y jueguista, salió el hacer todos el imbécil delante de la cámara, dejando el automático puesto. La sesión fotográfica fue divertida y de lo más variado. Tras unas veinte fotos chorras, de le ocurrió a A, ponernos todos en el sofá, pero no sentados ni de pie, nooooooo, así no tiene gracia, es más gracioso tumbarnos unos encima de otros... Teniendo en cuenta que eramos cinco, porque mi look del Bronx ya no era look ni nada, y me tocó la primera ronda abajo del todo... Que sensación más, más, más.... AGOBIANTE...

Cierra un momento los ojos, piensa que te tumbas en un sofá algo duro, y que poco a poco, se te van tumbando encima cuatro personas, que para colmo se rien y te hacen reir a tí, haciendo que las vibraciones del primero de arriba vayan desplazándose hasta tí, con más presión a cada movimiento, que haya un momento en el que parezca que la cabeza se te hincha, y los brazos pierden movilidad... Y ahora espera a que la cáma dispare la foto... ¿¿¿Mola eh???

Está claro que estamos mal de la cabeza, y que hay formas más sanas y recomendables para pasarselo bien, más que nada por la secuelas que pueda dejar, pero gracias a esas pequeñas chorradas y tonterias, lo pasas bien, disfrutas de buena compañía, creas anécdotas curiosas y te unes más a tus amigos (nunca mejor dicho en este caso).

Esos momentos son los que te hacen olvidar todo lo malo que te pasa cada día, y te dejan ser tu mismo, sin preocupaciones, sonriente, divertido, y feliz.
Un sábado distinto... Un sábado para recordar...


PD: A, si lees este post, recuerda que nos tienes que pasar millones de fotos, incluidas las de ayer, y que un día acabaré pasando por tu casa para vaciarte el ordenador y llevarme gigas de fotos... Que lo sepas...

3, 2, 1, Grabando...

5 Pensamientos
Estrenamos sección, "3, 2, 1, Grabando", donde comentar y exponer opiniones sobre películas que he ido viendo, y que también vosotros déis las vuestras.

Trasteando esta tarde por internet, más concretamente, por You Tube, encontré este corto.

No puedo describirlo muy bien, pero más o menos, sería como la aceptación de las cosas, por descolocados que nos dejen.

Os le pongo a continuación, para que lo veáis, y vosotros mismos saquéis vuestras propias conclusiones.

LO QUE TÚ QUIERAS OIR


Espero que no os haya dejado indiferentes...

Yo por mi parte, me voy a meter en la cama, que ya va siendo hora. Mañana os cuento más cosas. Buenas noches ;)

sábado, 4 de abril de 2009

Un sábado más...

4 Pensamientos
Ese increíble día de la semana que viene después del viernes y antecede al domingo...

Estoy cansada, con el estómago revuelto y dolor de cabeza, pero es sábado, así que habrá que ir preparándose y adecentándose, aunque solo sea externamente...

¿Planes para hoy? Pues no lo sé la verdad. Ayer se habló de ir a la casa que la madre de Mejor Amigo alquila, aprovechando que se ha quedado vacía por el momento, así que supongo que ese sea el plan. Cenar y hacer el tonto con algún juego de mesa (que paso de llevar la Wii, que al final nos vamos a quedar alelados, como los niños esos que no saben hacer nada sin la consola y que actuan por la vida como queriendo pasar niveles y mover los "elementos" con un mando imaginario), el que sea...

Y como tampoco es que esté especialmente inspirada, que va a ser que no, pues os dejo con un Video Cliss de mi Selección Musical, y oigáis cosas nuevas si no lo conocíais ya, que menuda semanita nos espera de tambores y cadenas deslizándose por el suelo... Ejem, que os pongo el video...


The world slows down

But my heart beats fast right now

I know this is the part

Where the end starts

I can't take it any longer

Thought that we were stronger

All we do is linger

Slipping through my fingers

I don't wanna try now

All that's left's goodbye to

Find a way that I can tell you

I hate this part right here

I hate this part right here

I just can't take your tears

I hate this part right here

Everyday, 7 takes of the same old scene

Seems we're bound by the laws of the same routine

Gotta talk to you now 'fore we go to sleep

But will we sleep once I tell you what's hurting me

The world slows down

But my heart beats fast right now

I know this is the part

Where the end starts

I can't take it any longer

Thought that we were stronger

All we do is linger

Slipping through our fingers

I don't wanna try now

All that's left's goodbye to

Find a way that I can tell you

I hate this part right here

I hate this part right here

I just can't take your tears

I hate this part right here

I know you'll ask me to hold on

And carry on like nothing's wrong

But there is no more time for lies

'Cause I see sunset in your eyes

I can't take it any longer

Thought that we were stronger

All we do is linger

Slipping through our fingers

I don't wanna try now

All that's left's goodbye to

Find a way that I can tell you

That I gotta do it,

I gotta do it,

I gotta do it

I hate this part

I gotta do it,

I gotta do it,

I gotta do it

I hate this part right here

I hate this part right here

I just can't take these tears

I hate this part right here


Espero que os haya gustado la canción de Pussycat Dolls - I Hate This Part.

Nos leemos...

viernes, 3 de abril de 2009

Stop or...

5 Pensamientos

Ten claro que si no eres tu la que "controle" nadie lo va a hacer...

No tengo una idea clara de este post, por varios motivos: la semana laboral ha sido desquiciante, estoy cansada, me duelen las muñecas y los deditos de tanto teclado, la cabeza me va a estallar y no tengo mucho tiempo, que hace más de una hora debería haber llamado a un amigo para quedar...

Así que será breve, o eso creo...

Hay situaciones en las que te obligan a acatar circunstancias que no acabas de entender, y si yo tengo obligaciones ¿porqué no todos? ¿Porqué he de respetar cuando no me respetan a mí y a mí labor? No es justo, ¿no os parece?

Cosas de la vida, no nos regimos todos por un mismo baremo y medidor, sino que cada uno tiene el suyo propio, el que le impone el responsable de turno, y no siempre es equivalente a nuestra valía o nuestra ocupación, sino el que deciden imponernos.

Son cosas que, para no caer en depresión y fustigarnos con las cortinas del baño, hay que asumir...

Igual la forma en la que recorremos el camino sea la que haga determinate nuestro medidor, la que imponga nuestro mínimos y máximos. Son preguntas que surgen en mi cansado cerebrito, y que, como para otras muchas, no encuentro respuesta.

Para futuras visitas, podéis encontrarme, según se sube la cuesta, en un edificio algo viejo y gris, apartado del mundanal ruido, con vallas blancas en el recinto y barrotes en las ventanas. El horario de visita es algo reducido, pero siempre nos quedará el blog...

Buen fin de semana a todos, como dice CMQ, a DESPEINARSE!!!!

PD: Pues si, fui breve...

miércoles, 1 de abril de 2009

Hinchando globos...

10 Pensamientos

¿Sabéis eso de que todo tiene un límite?

No hay que ser un ciencia para saber que si hinchas mucho un globo, te acaba estallando en la cara, provocando las más que probables lesiones leves (dolor de cabeza, hinchazón de labio, rozaduras de nariz...).

Pues así es como me siento, no hinchando un globo, no... YO soy el globo, metafóricamente hablando claro, que yo tengo curvas, pero al fin y al cabo, un globo, al que están hinchando e hinchando hasta ver donde llega. Uno de los mayores problemas que le veo a eso, es como reacciona el globo cuando sobrepasa el hichado base, que cada bocanada de aire que metas dentro lo estira más y lo hace más frágil y propenso a estallar.

He de decir que, aunque no me siente orgullosa de ello, suelo comportarme como nuestro elemento de ensayo de hoy: un globo. Acumulo aire (o más bien problemas y malos rollos), hasta que se llena, y el globo le estalla en la cara al tocapelotas de turno.

Siempre tengo una opinión de las cosas que pasan a mi alrededor, aunque a veces no sean transcendentes, o no requieran una especial atención, pero la tengo, vamos, como el común de los mortales... Y las cosas que me molestan, duelen o joden, se van almacenando en una bolsita imaginaria, pongamos "el globo". A menos que la persona que me ha tocado el piercing de la nariz me conozca mucho y muy bien, no se hace una ligera idea de donde puede acabar eso, y si lo ve alguien que me conoce muy bien, sobretodo en el caso de que me toque el piercing alguien con menos confianza hacia mí, no hace falta que diga nada, esa persona que me conoce, sabe como puede acabar todo (lalechequelío... ¿os habési enterado? yo todavía dudo de lo que acabo de decir...).

Soy una persona paciente, la mayoría de las veces, y aguanto carros y carretas de la gente, no me encaro a la primera que me molestan, (aunque despotrique con gente de mi confianza de ello, of course) tiendo a esperar que las cosas se calmen por si solas (ya lo sé, no debería, las cosas no se arreglan solas, pero, ¿y si van un día y lo hacen?), para evitar altercados que puedan empeorar las cosas más aún. Pero después de un tiempo hinchándome el globo, poco a poco, día a día, hay un momento en el que es inevitable su explosión (que la implosión es muy dañina) y pasa lo que pasa, que falta que alguien grite: ¡¡Cuerpo a tierraaaaa!!

No vayas a pensar que disfruto de ese momento, porque lo paso mal, y no puedo parar. Una vez roto el globo, sale todo lo que hay dentro, sin dejar una brizna de brisa, pero peor lo pasa el que le toque aguantar eso porque haya sido él/ella quien haya hecho trizas mi aguante. Soy de naturaleza mediadora, y pacifista, parte por la que hay gente que confía plenamente en mí, pero como en cualquiera, existe en mí un lado salvaje, cruel, maquinador y rencoroso que no es bueno despertar.

¿Cuántas veces has devuelto a alguien lo que te ha hecho? ¿Cuántas veces le has partido la cara a alguien por un comentario? ¿Cuántas veces has conseguido soñar con despertar y descubrir que esa persona que te ha tocado el piercing de la nariz no existe en tu vida? ¿Cuantas veces intentaste hacerle la vida imposible a alguien? Y la mayor pregunta: ¿cuántas veces hiciste algo de lo anterior? Si eres igual de.... no sé, no se me ocurren calificativos adecuados, digamos, pánfila que yo, la respuesta a la última pregunta será: NUNCA, pero no por falta de ganas, motivos y recursos.

Así es mi vida, llenando globos y más globos, y los demás haciéndolos estallar. Si cada vez que me han puteado, hubiera querido hacer buen dañito al culpable... Podría haberlo hecho. Si cada vez que alguien ha soltado un comentario dañino, hubiera lanzado una palmadita a 50 km/h en su bocaza... Podría haberlo hecho. Si hubiera querido hacerle la vida imposible a alguien... Podría haberlo hecho. Pero justo en ese momento, cuando piensas en hacerlo, porque medios no te faltan y ganas tampoco, despierta el lado mediador y pacifista, y te obligas a olvidar las cosas, te sale el Budha de dentro, te viene a la mente el karma, el remordimiento de conciencia y demás, y como no tienes ningún plan que te exima de esa sensación, lo olvidas, lo llevas al cajón de los proyectos inacabados e intentas seguir con tu vida.

Sea cual sea el lado que tenga despierto, van a seguir hinchándome el globo hasta que lo hagan estallar, y en ese momento, puede que esta vez no llegue a tiempo mi conciencia para despertar el lado pacífico, puede que estalle en todas las direcciones, y no solo la que atañe a este post malostiado, y si llega ese momento, que San Google pille confesados a los presentes...


PD: Un mal día de trabajo, una larga mala actitud de cierta persona, un secretismo incomprensible y que me enerva... Una situación que ni mi globo ni yo aguantamos más...